Archivo del sitio

Semejanzas entre nazis y catalanes independentistas

Recientemente he estado en Berlín y con sorpresa he descubierto las semejanzas que existen entre los nazis y los catalanes independentistas. En una visita a uno de los bunkers de Berlín nos resaltaron la poderosa propaganda nazi. Y ello me recordó la enorme propaganda independentista (el discurso que llaman ellos). En ambos casos hay un enemigo. En la propaganda nazi el enemigo son los judíos y los comunistas y en la propaganda independentista el enemigo es España (huelga decir la ironía de que por más que les moleste, ellos también son España, con lo cual son enemigos de sí mismos, ja ja). Y en la propaganda se transmiten todo tipo de mentiras para desacreditar al enemigo declarado.

Otra semejanza entre los nazis y los independentistas es cambiar leyes a su antojo para generar una dictadura. Hitler y Puigdemont llegaron al poder ganando unas elecciones. Al poco tiempo Hitler manipuló el parlamento alemán para ganar el control totalitario sobre Alemania, y Puigdemont y compañía manipularon el parlamento catalán para aprobar la ley de Referéndum y la ley de Transitoriedad. Y con esto los independentistas cumplieron una de las normas básicas de una dictadura: aprobar leyes sobre las que no se tiene jurisdicción, y sin una mayoría cualificada (66%), como era exigible, con el único objetivo de que el gobernante haga lo que le dé da la gana.

De hecho, el parlamento alemán fue incendiado al poco de llegar Hitler al poder. Los nazis culparon a los comunistas de dicho incendio, pero su objetivo era abolir la democracia aparentando una legalidad que era una farsa. En Cataluña, el parlamento está cerrado desde hace meses, desde la elección del presidente de la Generalidad. De esta forma, el gobierno de esta comunidad autónoma está gobernando sin permitir que la oposición ponga en evidencia las ilegalidades cometidas.

Otro punto de afinidad entre los nazis y el independentismo es el adoctrinamiento de los niños. En el bunker de Berlín pudimos ver una variante del juego de la oca en el que tras diversas vicisitudes se llega al paraíso de la familia aria. Y estos niños adoctrinados y fanatizados lucharon en Berlín hasta su muerte cuando ya Hitler se había suicidado. En Cataluña los niños son adoctrinados en las escuelas en las que se cuenta una historia de Cataluña llena de mentiras. (Esto con el consentimiento de los gobiernos centrales que lo han permitido por su dejadez en verificar la educación en las diversas comunidades autónomas de España).

Yo soy maestro en una escuela bilingüe en la que la mitad de las asignaturas se explican en español y la otra mitad en inglés. Por eso me parece inconcebible que en Cataluña las escuelas enseñen todas sus asignaturas en Catalán (salvo la clase de español, pues sólo faltaba). De esta manera el adoctrinamiento se facilita extraordinariamente. ¿Por qué se ha permitido que en una región de España las escuelas no impartan al menos la mitad de sus materias en español?

Organismos comparables serían las SA nazis y los CDR de los independentistas. Las SA nazis apoyaban al partido nazi a través de trifulcas y peleas en las calles para combatir a todo aquel que se opusiera al partido nazi. Los CDR hacen lo propio con todo aquel que se opone a la independencia de Cataluña. Las SA nazi era una organización paramilitar y los CDR van en camino de convertirse en una. Recordar que de las SA nazi salieron las SS nazi, famosa por su crueldad contra los civiles.

Otra similitud, la cruz gamada y las cruces amarillas o lazos amarillos. Una forma rápida y visual de mostrar la ideología del portador. De esta forma los nazis se reconocían entre sí al primer vistazo y lo mismo ocurre con los independentistas, pues con una rápida mirada ven si el que tienen enfrente es también independentista o no. Y al igual que los nazis ponían la cruz gamada en las instituciones públicas, en Cataluña se ponen los lazos amarillos también en las instituciones públicas.

A pesar de todo parece que hay al menos una diferencia: es que hay gente que está plantando cara a los lazos amarillos en los lugares públicos. Y esto, tal como era de esperar, está generando enfrentamientos. Pero es que si no hay nadie que se enfrente a los independentistas y elabore un discurso contrarrestando sus mentiras, se impondrán a las mayorías. Porque como escribió David Jiménez: “Una mayoría en silencio, no es mayoría. Una minoría, gritando más alto y empujando más fuerte, siempre acaba imponiéndose”. ¿Habrá que ilegalizar los CDR por estimular la violencia y empujar a los ciudadanos a cometer delitos? ¿Habrá que ilegalizar partidos que descaradamente se niegan a cumplir la ley?

En cualquier caso, cuanto antes ingrese en prisión el presunto ladrón del 3% Jordi Pujol más difícil le será manejar en la sombra a los títeres independentistas.

Y por supuesto, una región que jamás pasó de ser un condado que pertenecía a un reino, no puede inventarse la historia para conseguir una independencia que nunca tuvo. Y esos dirigentes independentistas que tanto se les llena la boca arrogándose de demócratas, no lo son. Porque un demócrata es aquel que cumple la ley de un país democrático. Y si la ley no le gusta hace política para convencer a otros partidos y así cambiar esas leyes. Así que, supuestos demócratas independentistas, convenced a un 66% de parlamentarios para cambiar la constitución y que se pueda realizar referéndums de autodeterminación. Porque cualquier otro atajo para hacer lo que te de la gana se llama dictadura.

Anuncios

El cambio de leyes y referéndum pro independencia debería contar con dos tercios de los votos

Cuando veo lo que está pasando en Cataluña me pregunto dónde ha quedado el sentido común. Ese sentido común que me dice que si para modificar el “Estatuto de Cataluña” son necesarios dos tercios de los votos, o sea, una mayoría cualificada; con mayor razón serían necesarios esos dos tercios de los votos para aprobar cualquier ley que intente empujar a la independencia de Cataluña. Que cualquier cambio de tanta envergadura que conduzca a la independencia de Cataluña del resto de España tiene que ser aprobado por una mayoría cualificada. Y si consiguen esos dos tercios en el parlamento para proponer un referéndum, a este también debe exigírsele que dos tercios de los votantes voten por la independencia.

Y esto es lo que hay que reclamar a los independentistas, que se les llena la boca diciendo que son muy demócratas. Y si no quieren cumplir esta norma democrática que se pongan otro nombre, pero que no usurpen el término demócrata; porque no lo eres si no cumples las leyes de la democracia.

Corruptos catalanes pretenden escapar a la justicia inventando un nuevo país

Yo soy muy novelero y por eso esta es la novela que me estoy inventando con lo que está pasando en Cataluña. El PP comenzó a ser descubierto en numerosos casos de corrupción. Como les encanta lo del “Y tú más” empezaron a contar lo que sabían de otras corrupciones. Y por ello rompieron el acuerdo mafioso de silencio por el cual el gobierno central dificultaba la investigación de la corrupción en Cataluña a cambio de que Jordi Pujol y Mas contuviesen a los independentistas. Estos supusieron que ahora el gobierno central estaba dispuesto a sacar a la luz la corrupción de Cataluña. Vieron que la mejor solución para no ir a la cárcel era incumplir las leyes españolas. Por eso se han lanzado a la independencia de Cataluña. En el nuevo país lo robado cuando era España será perdonado. Así se irán de rositas.

240px-Localización_de_Cataluña.svg

La independencia de Cataluña beneficiará a los políticos corruptos catalanes. No les importa llevarse entre las patas a los ciudadanos de bien catalanes. Por eso no es casualidad que el registro del documento para empezar la independencia haya coincidido con el registro a las casas de Jordi Pujol. Han conseguido su objetivo. En lugar de que nos informen del documento que presentó Andorra que prueba la corrupción del expresidente de Cataluña Jordi Pujol estamos hablando de la independencia de Cataluña.

Y un detalle que indica la trampa que intentan los independentistas. Si para cambiar la constitución hace falta el apoyo de 2/3 de la cámara, el mismo porcentaje sería necesario para escindir una parte del territorio nacional. Plantear la independencia con una mayoría simple es la estrategia de los políticos corruptos. De la misma forma que con mentiras llevan décadas cambiando la historia de España.

Propongo a los catalanes que no se dejen engañar por su clase política corrupta que los está engañando. Que comprendan que saldrán perjudicados y que los únicos beneficiados serán los que ya deberían haber entrado en la cárcel después de devolver todo lo robado. La independencia es un intento de los corruptos por evadir la cárcel.