Archivo del sitio

La independencia, la negociación y el coche

La ilegalidad de lo que ha hecho el gobierno catalán al declarar la independencia y a continuación suspenderla para empezar una negociación se puede entender muy bien con el siguiente ejemplo. Imagina que un ladrón roba tu coche. Tú lo denuncias porque tienes la documentación legal que indica que el coche es tuyo y además robar es ilegal. Entonces el ladrón declara que está en su legítimo derecho de disponer de un vehículo para desplazarse. Por ello propone que haya un tercero para negociar. Tras esta negociación pretende que tú aceptes darle la llave y los papeles del coche. Y si no quieres negociar, de todas formas se quedará con el coche.

Por cierto, recordar que el pdeCat, uno de los partidos que promueve la independencia, tuvo que abandonar su antigua nomenclatura, Convergencia, porque está bañada en el lodo de la corrupción. Por tanto, a robar ya están acostumbrados.

Anuncios